La Santa Trinidad Digital

La Santa Trinidad Digital

En muchas ocasiones nos encontramos con clientes que nos piden ayuda para entender en qué consiste y cuál es la estructura mínima que se necesita para dar el salto al mundo digital. En este sentido, nuestra respuesta es que, como mínimo, se requiere lo que nosotros hemos bautizado como la Santa Trinidad Digital. Pero, ¿a qué nos referimos exactamente?

Fundamentalmente, consideramos que para poder dar ese salto y disponer de una identidad digital básica deberíamos tener 3 herramientas online imprescindibles:

  • Una web actual responsive con un contenido atrayente.
  • Una estrategia SEO profesional que se concretará en la optimización del SEO Onpage (en la web) y Offpage (mediante referencias externas).
  • La gestión profesional de las redes sociales corporativas juntamente con la redacción y publicación de artículos en el blog.

Cualquier identidad online pivota sobre éstos 3 ejes: Web, SEO y redes sociales.

No obstante, tal y como hemos comentado en otros artículos todo ello debería ir precedido de un análisis interno de nuestra propia empresa y, otro externo, del sector y competencia. Las conclusiones derivadas de éstos, deberían ayudarnos a marcar unos objetivos estratégicos que luego plasmaremos en acciones online o offline pero que, en todo caso, deberían obedecer a un misma estrategia de marketing y comunicación.

 

La Santa Trinidad Digital, se fundamenta, sobretodo en la creación de la web. Ésta, es el ancla virtual en el mundo online. La mayoría de acciones de marketing que creemos acabarán en nuestra web ya sea para convertir, esto es, para que el cliente compre nuestro producto o contrate nuestro servicio online o bien, para crear reputación de marca. Actualmente, todos entendemos que tener una web de tu empresa es imprescindible pero muy pocas veces nos paramos a pensar para qué la queremos, qué queremos comunicar y a quién. Siempre deberíamos hacernos estas 3 preguntas antes de crear una web. Desafortunadamente, se ha popularizado tanto y se cree tan necesario hoy en día que una empresa esté presente en el mundo online mediante su propia web, que pocas veces nos hemos encontrado con profesionales o compañías que se cuestionen estos 3 puntos y, al final, no deberíamos olvidar que una web, es una herramienta más dentro de un plan de negocio que debería estar meditado desde el principio.

No dudes en preguntarnos si quieres contratar nuestra Santa Trinidad Digital 😉

Ramon Pedragosa, CEO Tactius

 

 

Cinco películas que todo emprendedor debe ver

Cinco películas que todo emprendedor debe ver

«Motivación». Ese es el secreto cuando las emociones grises ponen a prueba esa gran idea en la que vienes trabajando desde hace meses, y todo tu proyecto entra en crisis. Como en una montaña rusa, sabes que no siempre podrás estar arriba viéndolo todo color de rosa, pero sí es verdad que existen píldoras mágicas con sabor a séptimo arte, que te pueden ayudar: películas que inspiran a los emprendedores a seguir.

Ciudadano Kane

Citizen Kane fue la ópera prima de Orson Welles que narra la vida de Charles Foster Kane, un magnate de la prensa que lo ha tenido todo, dinero, fama, prestigio y mujeres, pero en el momento de su muerte entiende lo que es de verdad importante en la vida.

En Busca de la Felicidad

Chris Gardner (Will Smith) es un padre soltero que lucha por sobrevivir hasta que consigue unas prácticas no retribuidas en una prestigiosa firma bursaria con la esperanza de finalizar sus estudios con un trabajo y un futuro prometedor. Sin seguridad económica alguna, Chris y su hijo deberán perseverar y superar los tremendos desafíos que la vida les planteará.

Armas de mujer

Porque también emprender es cosas de mujeres, esta película de los años ´80 cuenta la historia de Tess (Melanie Griffith), una joven secretaria neoyorquina de origen humilde, que desea por encima de todo llegar a la cima de la empresa donde trabaja. Sin títulos académicos, formación profesional ni posición social, Tess deberá descubrir de lo que es capaz para conquistar la gran manzana.

El Juego de la Fortuna (Moneyball)

En 2001, Billy Beane (Brad Pitt), director general de los Atléticos de Oakland (béisbol), se hizo famoso al conseguir grandes éxitos por medio del método “Moneyball”, programa que consiste en construir un equipo competitivo con menos recursos económicos que la mayoría de los equipos de las Grandes Ligas, empleando métodos estadísticos por ordenador para lograr el máximo potencial de los jugadores.

Red Social

Una noche de otoño del año 2003, Mark Zuckerberg (Jesse Eisenberg), alumno de Harvard y genio de la programación, se sienta delante de su ordenador y empieza a desarrollar una nueva idea: TheFacebook. Lo que comenzó en la habitación de un colegio mayor pronto se convirtió en una revolucionaria red social. Seis años y 500 millones de amigos después, Zuckerberg es el billonario más joven de la historia.

Ahora ya lo sabes, si la marea sube prueba con uno de estos estupendos filmes y unas buenas palomitas, para volver a encontrar esa motivación que te impulsó a emprender. Y si tienes duda en algún punto del camino, ya sabes que en Tactius trabajamos para hacer realidad tu negocio.